domingo, 23 de febrero de 2014

A Cámara Lenta: Highway (Dir. Imtiaz Ali)

Aunque el próximo artículo en el blog debería ser la tercera y última parte de la serie sobre la historia del cine indio (la cual estará disponible en breve), he decidido empezar una nueva sección dedicada al análisis de películas. La sección incluirá tanto películas antiguas como estrenos recientes.

La película que he elegido para inaugurar la sección es Highway, dirigida por Imtiaz Ali y estrenada el 21 de Febrero.



Sinopsis
Veera (Alia Bhatt), hija de un poderoso empresario, está dando una vuelta en coche con su prometido cuando es secuestrada por una banda de atracadores. Cuando se enteran de quién es su padre, el líder de la banda (Randeep Hooda) decide seguir adelante con el plan y pedir un rescate. Lo que empieza como un secuestro se convierte en un viaje de autodescubrimiento del que ya no habrá marcha atrás.

Después del éxito de Rockstar, el nuevo proyecto de Imtiaz Ali había generado gran expectación. Una “road movie” a través del norte de la India, con Alia Bhatt y Randeep Hooda como protagonistas, y con banda sonora compuesta por A. R. Rahman. El director escribió la historia hace quince años, pero no ha podido llevarla a la pantalla hasta ahora.

A partir de aquí, SPOILERS

जहाँ से तुम मुझे लाए हो
मैं वहाँ वापस नहीं जाना चाहते
जहाँ भी ले जा रहे हो पहुंचना नहीं चाहती
लेकिन यह रास्ता, यह बहुत अच्छा है
मैं चाहती हम कि यह रास्ता कभी ख़त्म न

De donde me llevaste, no quiero volver
A dondequiera que me estés llevando no quiero llegar
Pero este viaje está muy bien
No quiero que este viaje termine nunca


Esta frase dicha por Veera define la evolución de su personaje a lo largo de la película. Highway es un viaje, un viaje físico a través del norte de la India pero también un viaje personal en el que Veera se ve  obligada a revisar algunos de los recuerdos más oscuros de su pasado así como también deberá replantearse su presente y su futuro. En ese viaje la acompaña Mahabir, su secuestrador, un personaje mucho más complejo de lo que parece a simple vista y que también tendrá que luchar contra sus propios demonios. De esta extraña asociación surge una extraña pero bonita relación. 

Desde el primer minuto el espectador sabe que Veera no es feliz, no desea la vida que se presenta ante sus ojos y que queda sellada con su inminente matrimonio, pero no es lo suficiente valiente para huir. El secuestro se convierte en su oportunidad para descubrir lo que realmente quiere. Lejos de su familia, lejos de ese ambiente que la oprime y la silencia Veera puede por fin ser ella misma. Sin duda uno de los momentos clave en la evolución de Veera es cuando le cuenta Mahabir los abusos que sufrió cuando era una niña a manos de un familiar, y como su madre le hizo ocultarlo para evitar un escándalo. Se lo cuenta a Mahabir, pero también a ella misma después de tantos años de silencio. Es ese mundo construido sobre mentiras y omisiones al que Veera no quiere volver.
Veera necesita a Mahabir tanto como él la necesita a ella. Él es un hombre que ha perdido toda esperanza. Ha matado a tres hombres y para semejante pecado no hay redención posible. No le queda más que esperar a que llegue su hora. Pero Veera puede ver más allá de esa actitud que no es más que una armadura para protegerse.
Juntos se embarcan en ese viaje sin destino, con la esperanza de arañar todo el tiempo posible antes que la realidad les de caza. Y es durante ese viaje,  en medio de las montañas, lejos de su familia y de todo lo que ha conocido hasta el momento, donde Veera encuentra el hogar con el que siempre había soñado.

Highway no es una película perfecta, y algunos aspectos podrían haberse mejorado. Los últimos quince minutos después del clímax se hacen un poco largos y podrían haberse reducido de manera que la intensidad del relato sería mayor.  Por otro lado, la banda sonora, aunque incluye muy buenas canciones, no acaba de acompañar a la historia. Además, es una pena que “Maahi Ve”, una de las mejores canciones en mi opinion, sólo suene al final de la película.

Con todo y a pesar de algunos elementos mejorables, Highway es una de las películas más recomendables de lo que llevamos de 2014. Sólo espero que Highway consiga el respaldo tanto de la crítica como de la audiencia, de manera que Imtiaz Ali y otros directores puedan seguir haciendo películas como ésta.

Aquí tenéis el tráiler (con subtítulos en inglés):


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada